jueves, 6 de marzo de 2008

Recomiendo

Los sueños de otros en general nos resultan aburridísimos. Tanto leerlos como escuchar sobre ellos. Una vez leí los de Simone de Beauvoir y lo único que me provocaron, casualmente, es sueño. Y también me pasa de levantarme un día, después de haber tenido para mí un sueño genial o extraño, contárselo a mimarido, y descubrir enseguida que no le interesa en lo más mínimo, aunque igual me escucha.

Pero, como siempre, hay una excepción. Los sueños de mi atribulado amigo Ari. A mí, por lo menos, me divierten mucho.

3 comentarios:

Nat dijo...

Gracias por la recomendacion

sh n dijo...

gracias! a mi mucho no me divierten pero bue, algo tenia que hacer con ellos. che en cual de las dos acepciones del termino "tribulacion" estabas pensando cuando me adjetivaste de "atribulado"? yo creo que la 2 va mejor, la 1 es muy bajon!

tribulación.

(Del lat. tribulatĭo, -ōnis).

1. f. Congoja, pena, tormento o aflicción moral.

2. f. Persecución o adversidad que padece el hombre.

Jade dijo...

jeje...tal cual.
la segunda.
yo también lo busqué en la RAE! porque nadie estaba muy seguro acá de lo que significaba pero a mi me sonaba que el adjetivo te calzaba justo.